La actual popularidad de la estética ha convertido a este procedimiento odontológico en uno de los más solicitados de los últimos años.

El blanqueamiento dental es un tratamiento odontológico, no solo un procedimiento estético. Por esta razón, debe realizarse y estar supervisado por un odontólogo.

Es de especial importancia que los dentistas estén capacitados para el manejo de los agentes blanqueadores, siguiendo un protocolo adecuado de diagnóstico, planificación del procedimiento y mantenimiento de los resultados.

Como realizar el blanqueamiento

  • En un consultorio por tu odontólogo: Es el blanqueamiento más exitoso y seguro, puesto que se emplea un gel blanqueador con mayor concentración, que da resultados más rápidos y duraderos. Tus encías y tu boca estarán protegidas durante el tratamiento
  • Ambulatorio bajo la supervisión de tu odontólogo: Tu odontólogo te entrega unas cubetas pre-fabricadas de última tecnología, las cuales tiene incorporada un gel. Para su uso debes seguir las indicaciones que el odontólogo te dara.

Riesgos del blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental es un tratamiento que, a pesar de obtener generalmente resultados satisfactorios, conlleva una serie de riesgos. Es obligación del dentista informar sobre ellos para que sean considerados previamente a la realización del blanqueamiento dental.

Entre los posibles riesgos del blanqueamiento dental se encuentran las reabsorciones cervicales, la y la sensibilidad dentaria post-operatoria.

Para reducir potencialmente los efectos adversos, es necesario cumplir con las medidas de seguridad biológicas necesarias, utilizando las concentraciones apropiadas según cada técnica y siguiendo los tiempos de exposición adecuados.

Etiquetado en :