Que son los implantes dentales

Los implantes dentales se basan en un tornillo que se incrusta en el hueso de la mandíbula, sobre el que se asienta el nuevo diente y son usados cuando falta una pieza dental o cuando hay que remover uno natural debido a una enfermedad, traumatismo o la gran destrucción debido a una caries. 

Este es un proceso complejo y recomendado según el caso, por esto es importante consultar a los profesionales de confianza para un adecuado asesoramiento. 

Antes y después de un implante

Lo primero que hace el especialista es una prueba de imagen que permite ver el estado del hueso y verificar si es posible realizar el implante. También se explora la encía y que se encuentre sana, de lo contrario se debe realizar un tratamiento para curarla. Por otro lado, se valora también la mordida de la boca para asegurar que el implante no vaya a recibir más presión de la adecuada. 

Tras realizar estas verificaciones se realizan los procedimientos correctivos necesarios tanto en encías como en la mandíbula, si el problema es una infección de encías se trata con antibióticos y si es de falta de hueso se puede regenerar con hueso del mismo paciente o de bovino. 

Si la encía no sana o no se puede regenerar suficiente hueso, se descartará el implante y se procederá con otros tratamientos como lo es el puente que es una prótesis dental apoyada en las piezas de los lados, dependiendo del caso. 

Cuando se realiza el implante, el diente en el que se realiza dicho proceso, se deberá cuidar como uno natural, esta pieza no se sentirá como los naturales al inicio, pero con el tiempo lo hará y logrará pasar desapercibido recuperando la funcionalidad de la boca en general. 

La higiene bucal es primordial en los implantes ya que son más inaccesibles al proceso normal de cepillado, y se debe completar la higiene con irrigadores bucales y mantener una visita constante al odontólogo para su evolución y mantenimiento. 

Además, los tratamientos con implantes dentales poseen tasas de éxito superiores a cualquier otra técnica o tratamiento de restauración. Son una excelente opción a largo plazo, y es que suelen durar largos periodos de tiempo si se les proporciona el cuidado adecuado.

Etiquetado en : Implantes dentales