La fase de retención es tan importante como el tratamiento activo de ortodoncia. La colaboración del paciente es fundamental para conseguir un buen resultado y una estabilidad en el alineamiento dentario conseguido previamente.

Tipos de retenedores tras la ortodoncia

Hay dos tipos básicos de retenedores:  removible y fijos. Tu ortodoncista te ayudará a elegir el mejor tipo para ti en función de mantener tus dientes alineados.

Ambos tipos permitirán finalizar y mantener una buena sonrisa gracias a los tratamientos de estética dental que se iniciaron con la ortodoncia y el diseño de sonrisa.

Retenedores fijos

Normalmente se utilizan alambres de acero trenzados, que se colocan de manera pasiva (sin hacer ningún tipo de fuerza) sobre los dientes anteriores. Colocados por la cara interna de los dientes. Son colocados por el especialista y el paciente no puede ponérselos ni quitárselos. Son fijos, permanentes. Se colocan generalmente de canino a canino, se suele colocar retención fija en ambas arcadas a fin de evitar problemas de rotaciones o recidivas de apiñamiento tras el tratamiento de ortodoncia.

Retenedores removibles

Son los que más utilizados y resultan más cómodos para el paciente porque le permite ponérselos o quitárselos en los diversos momentos del día, de modo que facilitan actividades como la ingesta de alimentos o la limpieza de la boca y del aparato. 

Existen dos tipos de retenedores removibles:

Hawley:

También llamados retenedores de alambre, estos retenedores son hechos de alambre de metal delgado y plástico o acrílico en forma para adaptarse al paladar o a lo largo del interior de los dientes inferiores. El cable de metal conectado atraviesa el exterior de sus dientes para mantener la alineación. El retenedor Hawley tiene la ventaja de que se puede ajustar si se necesita cuando lo obtiene por primera vez o si sus dientes necesitan una realineación leve más tarde, es un poco más duradero que un retenedor de plástico transparente, puede ser reparable si está roto, puede durar años si se usa y cuida adecuadamente.

Plástico transparente Essix: 

Son retenedores removibles que están moldeados para adaptarse perfectamente a la nueva posición de sus dientes. También se llaman retenedores moldeados. Tiene las siguientes ventajas: es prácticamente invisible, por lo que es más probable que lo use, lo que significa que la recaída es menos probable; es menos voluminoso y puede ser más cómodo que un retenedor Hawley, y es menos probable que afecte su discurso.

La elección del tipo de retenedores la puedes hacer con tu ortodoncista y siempre recuerda mantener una buena higiene bucal y cuidar tus aparatos.

Estética dental

Recuerda que tu primera cita es gratis.

El nombre debe tener solo letras y espacios y contar entre 5 y 30 caracteres
El número de teléfono celular debe tener 10 dígitos y si es fijo debe tener 7 dígitos
Correo electrónico válido, no obligatorio
Etiquetas